Cómo es el nuevo mosquito “frozen” que llegó para quedarse

El Aedes Albifasciatus invade casi todo el país, aún con bajas temperaturas. Cómo se reproduce y cuáles son los peligros de su picadura 
Mosquitos resistentes al frío invaden Buenos Aires (iStock)
Mosquitos resistentes al frío invaden Buenos Aires (iStock)

Aedes Albifasciatus es el nombre del mosquito invade a los argentinos, aún con bajas temperaturas, a esta altura del año.

Acostumbrados a sufrilos durante los meses de más calor (de diciembre a marzo), lo que llamó la atención a los porteños, bonaerenses y habitantes de distintas provincias es la invasión de mosquitos que hay en la Argentina. Y se habla de este insecto en todo el país, porque es común hallarlo hasta en Tierra del Fuego.

El mosquito Aedes Albifasciatus se caracteriza por reproducirse y criarse en los charcos que se forman por las lluvias (iStock)
El mosquito Aedes Albifasciatus se caracteriza por reproducirse y criarse en los charcos que se forman por las lluvias (iStock)

Plazas, parques, jardines, terrazas, cualquier sector está invadido por una nube de mosquitos, conocidos como Aedes Albifasciatus, una de las 30 especies del insecto que habitan en la Argentina. Se trata de una especie conocida como “charquero” y tiene la particularidad de ser resistente a las bajas temperaturas.

“Están adaptados a temperaturas más bajas, como las de este otoño. Y hasta en invierno resisten en forma de huevo, que con un par de días con un poco de calor pueden eclosionar”, explicó a Infobae el doctor Cristian Di Battista, becario del Conicet e integrante del Instituto de Limnología “Dr. Raúl A. Ringuelet” de La Plata (Ilpla).

Las fuertes y constantes lluvias que provocaron inundaciones en varias zonas de Argentina, además de los estragos a simple vista causado, generaron una invasión de mosquitos muy agresivos, sin hábitos domésticos y que a pesar de estar en época otoñal, siguen proliferando. El fenómeno continúa sorprendiendo y despertando la intriga sobre la duración de su molesta presencia.

“Pueden vivir hasta dos semanas, si no es que vuelve a llover como ocurrió en abril”, resaltó el experto que detalló que este tipo de mosquito, forma parte de una de las 30 especies que habitan por estos lares del país, entre las 200 que existen por todo el territorio nacional.

Estudios en mosquitos ayudan a prevenir sus picaduras (iStock)

Estudios en mosquitos ayudan a prevenir sus picaduras (iStock)

Aunque parte del nombre lo asocie con un mosquito de sumo riesgo, el Aedes Aegypti, ambos tienen marcadas diferencias: este último solo se reproduce en recipientes o algún otro donde se acumulen pequeñas cantidades de agua clara -el Albifasciatus solo en charcos o zanjas- y, lo más importante, no es transmisor del dengue ni de otras patologías como zika, fiebre chikungunya o fiebre amarilla.

Sólo pica el mosquito hembra, en horas del día, y al hacerlo inyecta una saliva que es bastante urticante.

El clima húmedo conformó un escenario propicio para que sobrevivan los huevos, que las hembras dejan en las orillas de las zanjas o bordes de los charcos. Allí persisten hasta salir cuando no llueva y se comience a reducir el nivel de agua. En consecuencia, plazas, parques, jardines, terrazas, cualquier sector porteño está invadido por una nube de estos extraños mosquitos.

Cuidados y prevenciones

-Para prevenir picaduras se recomienda usar prendas con mangas largas y con las piernas cubiertas cuando se está al aire libre.

-Pueden picar a través de la ropa, por lo que es necesario utilizar líquidos repelentes no solo en la piel expuesta, sino también sobre las prendas.

-Colocar telas mosquiteras en aberturas y ventanas.

-Encender espirales y tabletas repelentes dentro de los hogares, especialmente en las primeras horas de la mañana y las últimas de la tarde.

Fuente: http://www.infobae.com/salud/ciencia/2017/05/02/como-es-el-nuevo-mosquito-frozen-que-llego-para-quedarse/

Sexo prohibido: mitos y verdades sobre una práctica alternativa y tabú

El sexo anal es una experiencia placentera, sin embargo se encuentra atravesada por ideas preconcebidas que privan a la pareja de sus beneficios eróticos. Un especialista brindó para Infobae datos útiles para las parejas
El sexo anal se inscribe dentro de las prácticas alternativas (iStock)
El sexo anal se inscribe dentro de las prácticas alternativas (iStock)

El sexo anal se inscribe dentro de las prácticas alternativas. Para algunos considerado como prohibido, en el caso del género masculino por su asociación con la homosexualidad. Sin embargo la fisiología con sus mecanismos benéficos le está ganando la batalla a los preconceptos.

La experiencia erótica incluye al cuerpo en toda su dimensión -física, emocional, y simbólica- y cada una de las variantes sexuales pueden despertar placer, resistencia o rechazo.”El ano es una de las zonas erógenas que más carga simbólica tiene desde el punto de vista cultural y social. Para las mujeres ‘entregarlo’ puede ser indicador de sumisión, de ser ‘tomada’ por el otro como demasiado liberal o con vasta experiencia sexual”, explicó a Infobae, Walter Ghedin, (MN 74.794) , médico psiquiatra y sexólogo.

Pero para el especialista, en las prácticas heterosexuales se van incorporando variantes antes resistidas y el sexo anal se plantea como una alternativa cada vez más buscada en el juego erótico.

(iStock)

(iStock)

El perineo y el ano es una zona rica en terminaciones nerviosas, lo que aumenta la posibilidad del placer

En el hombre las representaciones sociales tienen un peso significativo hasta que aprenden a liberarse de ellas, para darle más lugar a un goce que busca ser repetido por lo estimulante. “Craso error. Desde fines de la década del 50, los pioneros en sexualidad humana, Masters y Johnson, descubrieron que las parejas homosexuales dan prioridad al juego, al contacto corporal y la mayoría llaga al orgasmo por una masturbación compartida y no por la penetración anal. Por lo tanto podemos inferir que el mito de que el sexo anal masculino es un recurso homosexual se funda en la subestimación de esta práctica”, detalló el especialista.

En la mujer ocurre lo contrario, ya que despierta sentimientos de humillación, de ser sometida, teme ser el objeto sumiso, pasible de ser dominada, resaltó Ghedin.

A tener en cuenta:

  • El ano no tiene la complacencia de la vagina, ni se lubrica. El secreto está en conseguir una buena relajación y usar lubricantes al agua.
  • Los juegos previos son fundamentales, se debe conseguir un buen nivel de excitación. Practicar sexo oral en la zona es una forma.
  • Jamás se debe abordar con fuerza. Hay que ser cuidadosos.
  • Alternar las poses. Para ir generando confianza ayuda abordar el ano desde las poses genitales convencionales. Las posiciones de espaldas al hombre o en “cuatro patas” puede activar sentimientos de humillación en mujeres inseguras.
  • Una pose recomendable es de costado, ayuda a relajarse, despierta ternura y tiene el agregado de que el clítoris está más a mano para ser estimulado.

Fuente: http://www.infobae.com/tendencias/2017/04/25/sexo-prohibido-mitos-y-verdades-sobre-una-practica-alternativa-y-tabu/

Millennials: cómo las redes sociales contagian el espíritu fit

Para los jóvenes, las plataformas sociales son la fuente de inspiración para adoptar los ejercicios físicos a la rutina diaria, e incentivan a la imitación, según reveló un estudio del MIT. Las posibilidades y los atractivos del fitness techie que seduce a las nuevas generaciones

El fitness techie tiene cada vez mayor prevalencia entre los jóvenes (istock)

El fitness techie tiene cada vez mayor prevalencia entre los jóvenes (istock)

Sinan Aral y Christos Nicolaides, dos investigadores del Instituto Tecnológico de Massachusett (MIT), analizaron los patrones de ejercicio diario de más de un millón de corredores, durante un lapso de cinco años. El objetivo de tamaño trabajo era conocer si la aceptación y el furor por la actividad física era capaz de transmitirse. La conclusión fue contundente: según el revelador estudio publicado en Nature Communications, el ejercicio físico es un hábito contagioso.

La explicación que dieron los especialistas a la peculiar teoría es simple. En Instagram, Facebook, Twitter o cualquier otra plataforma se imponen las tendencias que van naciendo en el paso del tiempo y viralizándose con suma rapidez. Las nuevas modas que se expanden son una tentación para los usuarios, que intentan replicar lo que hacen los otros, los referentes, los “seguidos”. Esta especie de efecto contagio también ocurre en el mundo fit, destacaron los autores.

Los Millennials son los principales consumidores de los tutoriales y consejos fit que abundan en las redes (iStock)

Los Millennials son los principales consumidores de los tutoriales y consejos fit que abundan en las redes (iStock)

Sin embargo, las razones van más allá. La llegada de las redes sociales, con todas las posibilidades que ofrecen, cambió para siempre la manera de entrenar. Se trata de un lugar de observación y consulta. Un espacio al que expertos de distintas ramas miran para comprender y analizar los fenómenos que prevalecen en la sociedad. Un rincón en donde profesionales o aficionados a distintas especialidades (en este caso, ligados al fitness) comparten sus experiencias, apuntando especialmente a un público puntual: los Millennials.

Los jóvenes son los principales consumidores internautas. El creciente mundo de los sitios de comunicación “roban” gran parte de su vida. Los más activos, encuentran allí diversos modos de entrenar y rutinas de reconocidas celebridades. Las estrellas en estos medio son influencers que muestran sus métodos que realizan para ostentar su esbelta y tonificada figura, y enseñan tips para mejorar el aspecto físico. Personas que día a día magnifican el número de admiradores compartiendo los secretos que dieron como fruto los cuerpos atléticos que lucen. Entrenadores online que fueron ocupando cada vez más el espacio del personal trainer.

Entre los elementos para entrenar no falta los dispositivos de medición del rendimiento (iStock)

Entre los elementos para entrenar no falta los dispositivos de medición del rendimiento (iStock)

Apoyados por aplicaciones, contador de calorías, consejos nutricionales, las plataformas sociales cobraron un gran valor en la vida fit de los Millennials. El más importante es el de motivar y socializar, con videos o capturas que suben la autoestima. Por ejemplo, a través de una serie de imágenes, se reflejan alentadores progresos, el timelapse de personas que disminuyeron considerablemente el peso corporal y amoldaron una silueta que luce envidiable. Estas grandes transformaciones inducen a los demás a llevar una buena alimentación y a adoptar estilos de vida saludable, incorporando la actividad constante como parte de los hábitos diarios.

Retomando la investigación de Aral y Nicolaides, el estudio consistió en recopilar datos por medio de dispositivos wearables (aquellos que registran la distancia y miden la velocidad y los parámetros fisiológicos). Por medio de esta información concluyeron que la actitud del compañero de entrenamiento puede servir de influencia para promover hábitos saludables. Se tomaron en cuenta factores como la localización geográfica, las conexiones sociales, las velocidades y las distancias recorridas. Al mismo tiempo, accedieron a sus relaciones en las redes sociales, que sumaron 3,4 millones de vínculos.

En las plataformas predominan los influencers con consejos a partir de sus propias experiencias (iStock)

En las plataformas predominan los influencers con consejos a partir de sus propias experiencias (iStock)

En el estudio también se destacan otras dos asimetrías bien marcadas: los corredores menos activos influyen sobre los más activos, pero no al revés. Y tanto las mujeres como los hombres contagian a los hombres, pero solo las mujeres contagian a otras mujeres. En definitiva, la influencia social puede empujar a otros a correr y entrenarse, lo que puede servir como sustento para las campañas que invocan a fomentar el ejercicio para revertir los alarmantes números de sedentarismo entre los jóvenes.

“Encontramos que hacer ejercicio es socialmente contagioso y revelamos así un mecanismo de comportamiento que pude explicar las correlaciones de obesidad y felicidad halladas en trabajos anteriores”, explicaron los especialistas. Y agregaron: “Nuestros resultados indican que unas estrategias de intervención social que tengan en cuenta los efectos de contagio entre amigos podrán propagar el cambio de comportamientos en las redes sociales de modo más eficaz que las teorías que ignoran el derrame social”.

Fuente: http://www.infobae.com/salud/fitness/2017/04/21/millennials-como-las-redes-sociales-contagian-el-espiritu-fit/

Zumba y salsa, la combinación ideal para bajar de peso

Jesica Cirio y Priscila Graf comparten con los lectores de Infobae una coreografía alegre y divertida para estar en forma. Sumate a #Ciriofit

Para estar en forma y saludable al mismo tiempo, hay que realizar actividad física, tener una buena alimentación y descansar bien. Si se logra un equilibrio entre los tres factores anteriormente mencionados, se podrá tener un cuerpo y una mente sana.

Pero toda meta propuesta, requiere un esfuerzo individual. Para lograrlo, se debe poder incluir una rutina de entrenamiento, al menos tres veces por semana, un mínimo de 7 horas de sueño y una dieta variada.

Por eso, en la clase de hoy, Jesica Cirio muestra el paso a paso de una clase de baile que reúne lo mejor de zumba y salsa. De esta manera, uno puede ejercitarse y divertirse al mismo tiempo.

No todos deben comer lo mismo, depende del estado físico (iStock)

No todos deben comer lo mismo, depende del estado físico (iStock)

Seguinos en Infobae con una guía de entrenamiento que podés incorporar hoy mismo.

¡Sentirte saludable y en forma siempre te brindará salud y bienestar!

¡Acompañame! Y sumate a #Ciriofit

Fuente: http://www.infobae.com/salud/fitness/2017/04/20/zumba-y-salsa-la-combinacion-ideal-para-bajar-de-peso/

Te contamos cuál es el orgasmo femenino más potente

Un estudio derribó un antiguo mito relacionado con el clímax de la mujer. Un especialista detalló las diferentes maneras en que las mujeres experimentan el placer.

Existe un mito acerca del placer femenino: los vaginales -provocados por la penetración- son “más fuertes” que los clitorianos. El preconcepto viene desde la época de Freud, cuenta la investigadora sexual Nicole Prause, quien derribó a través de un estudio esta teoría.

No hay evidencia científica al respecto.”No tiene sentido distinguir entre los orgasmos clitorianos y los vaginales en absoluto. Hemos estado haciendo preguntas a las mujeres durante mucho tiempo”, argumentó la especialista.

En esta misma línea para desmenuzar el tema, Walter Ghedin (MN 74.794), médico psiquiatra y sexólogo argentino, explicó que “hay mujeres que tienen orgasmos por penetración, otras que pueden obtenerlo tanto por la estimulación del clítoris como por penetración y otras que llegan al clímax solo por “tocar” el clítoris. Todas estas formas son posibles y cada una responde a la manera fisiológica y psicológica de conseguir el orgasmo”.

La respuesta proviene de la incitación en el clítoris “ya que este es el único órgano que está preparado para disparar la respuesta orgásmica -por la inervación, la sensibilidad del tejido y la riqueza de vasos sanguíneos que posee en su interior-, sin embargo este tiene dos prolongaciones que se internan en el interior de la vagina, las cuales con la penetración disparan también el orgasmo”, resaltó el especialista.

Un 30 a 35% logra alcanzar el clímax solo con penetración, el resto necesita otros recursos. Se sabe que un 1 a 2% de los orgasmos femeninos puede ser provocado por fantasías intensas. Las mujeres que nunca han llegado al orgasmo por lo general conocen poco su cuerpo y las sensaciones erógenas que de él provienen, además nunca se han masturbado, agregó Ghedin.

Para el experto, la idea de que el “orgasmo femenino maduro y auténtico es cuando se logra por la penetración” es “un mito sostenido por pautas culturales, sociales y religiosas y muy influido por la norma procreativa”.

Fuente: Infobae
http://www.sanjuan8.com/a-un-click/te-contamos-cual-es-el-orgasmo-femenino-mas-potente-n1380215.html